El café, un estimulante físico e intelectual

En el ejercicio aporta beneficios, ya que mejora la performance y estimula el estado de alerta.

Distintos estudios científicos recientes respaldan la costumbre de tomar café como un estimulante que aumenta la energía necesaria tanto para las actividades intelectuales como las deportivas.

Por otra parte, en cuanto al efecto de la cafeína, en estudios realizados los sujetos que consumieron una dosis baja (de 20 a 200 mg) indicaron que se sintieron con mayor energía, más eficientes, alertas y en mejores condiciones para el trabajo.

Según explica Andrea Rochaix, licenciada en Nutrición, el café tiene un efecto ergogénico, es decir que potencia el rendimiento físico. Y, además, resalta que la Agencia Mundial Antidopaje lo ha quitado de la lista de sustancias prohibidas en enero de 2004.

En el ejercicio aporta beneficios, como mejorar la performance, estimular el estado de alerta y la concentración, permite que las células puedan utilizar grasa como fuente de energía más que glucógeno y modula la fatiga.

Además, el grano de café es rico en magnesio, sustancia que interviene en la formación de neurotransmisores y neuromodulares y en la relajación de los músculos.

En lo que a salud del corazón se refiere, el médico cardiólogo Ricardo López Santi, director de la campaña 100 mil corazones, considera que dentro de un esquema de alimentación saludable el café ocupa un lugar que merece tenerse en cuenta. Inclusive, observa que es estrecha la relación que existe entre la alimentación y la prevención cardiovascular y, contra las antiguas creencias de que el café podía provocar riesgos de arritmias u otras dolencias del corazón, el especialista aclaró que no existen evidencias actuales del riesgo de tomar café para la salud del corazón e, incluso, puede llegar a considerarse todo lo contrario.

Fuente: Eltribuno.info